¿Jesús fue un hereje?


Pero en verdad os digo: muchas viudas había en Israel en los días de Elías, cuando el cielo fue cerrado por tres años y seis meses y cuando hubo gran hambre sobre toda la tierra; y, sin embargo, a ninguna de ellas fue enviado Elías, sino a una mujer viuda de Sarepta, en la tierra de Sidón. Y muchos leprosos había en Israel en tiempos del profeta Eliseo, pero ninguno de ellos fue limpiado, sino Naamán el sirio.

Se entiende por herejía una idea contraria a los dogmas o principios de una religión. Y precisamente en las referencias de Lucas 4:25-27 vemos a un Jesús muy crítico de las doctrinas de los judíos. Ya en el verso siguiente podemos ver la manera cómo ellos reaccionaron ante estas aseveraciones de Jesús: “Y todos en la sinagoga se llenaron de ira cuando oyeron estas cosas”.

La aseveración de Jesús de que la bendición, la gracia y la misericordia de Dios pueden haber llegado en su tiempo a personas que se encontraban más allá de las fronteras de Israel, a gente más allá de la religión judía, les parecía a ellos una falta de respeto contra el Dios de Israel.

a los pies de jesus foto

Si bien los judíos conocían muy bien los relatos mencionados por Jesús, la aclaración de que había muchos necesitados de sanidad y sustento en Israel, los cuales no los recibieron y contrariamente fueron dados a los “paganos” era ofensivo para sus oyentes. La herejía, respecto de la forma de ver judía se encontraba en el hecho de que se plantease que Dios tiene misericordia de los gentiles tanto como del pueblo de Dios.

Habría que considerar esta aseveración en la medida en que nosotros hemos vuelto a clausurar la misericordia de Dios para los no cristianos. Es muy común el conflicto sobre si Dios puede o no puede escuchar la oración de alguien que no es cristiano, y en algunos casos incluso si no es un cristiano-evangélico-calvinista-infralapsariano-premilenarista-pretribulacionista-antipentecostal, etc. Pero en repetidas ocasiones vemos a un Jesús que llevó bendición a quienes no eran judíos ortodoxos practicantes sino samaritanos con fama de apóstatas o a una sirofenicia de quien Marcos enfatiza que era hellenys, es decir, griega. Este énfasis no es simplemente gentilicio, evidenciaba que aquella mujer era pagana y adoraba a dioses paganos y clamo a Jesús por sanidad para su hija y la recibió. También vemos en los evangelios a un centurión romano quien recibe sanidad para su criado sin ser judío.

el_poder_de_la_oracion

El mensaje de Jesús enfatizó mucho esta idea como por ejemplo cuando dijo que “Dios hace salir el sol sobre buenos y malos y hace llover sobre justos y pecadores”.  Si algo evidenció Jesús en su enseñanza es que más grande que nuestros esquemas doctrinales es la misericordia de Dios. Evidentemente, Jesús predicó del juicio, pero en términos de una condenación que viene de las mismas obras o pecados que realizamos más no como una condenación divina como tal. La actitud de Jesús ante los pecadores fue más bien fue: Yo no te condeno, vete y no peques más.

Aprendamos a sentir de la manera que sintió Cristo con su misma misericordia y bendición ante quienes lo buscan en su angustia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s